martes, 20 de agosto de 2013

LOS ROLLITOS

Hoy estamos de limpieza en la casa las niñas y yo. Más que limpieza es un arreglo de cajones, limpieza del cuarto de jugar, retirar lo que no sirve...etc.

Mira por donde he encontrado, de aquello de las cosas que guardas, unos escritos de yo hacía en la Escuela Infantil Aula Futura donde asistió María hasta los 5 años. Aquello que inventé con tanto cariño, hoy en día aún sigue funcionando y me alegra enormemente de que asi sea.

En los rollitos se trataban diversos temas, lo que a mi se me iba ocurriendo. Luego, mi amiga Cristina Ureña se unió y me mandaba propuestas preciosas que yo redactaba. Los rollitos se los llevaban los niñ@s a casa en sus mochillas enrollados con una goma de colores de los chinos, por eso les llamé rollitos, haciendo el juego de palabras por si a alguien le resultaba un rollo.

Todo aquello me lo reuní en un cuaderno de gusanillo y me lo guardé. Lo acabo de encontrar.

Así que pongo el primer rollito que me ha aparecido en ese cuaderno. Habrán más, por delante y por detrás de este. Los iré contando.

" Esta semana hemos celebrado el Día de la Paz y la No Violencia, con este texto queremos invitar a una reflexión en casa sobre la Paz.
Está tomado del libro Valores para la Convivencia de Editorial Parramon y dice así:

No podemos hacer la guerra a los considerados juguetes bélicos, pero si podemos plantearnos actitudes como las siguientes :

* Evitar dar a los niños juguetes que imiten la cultura de la guerra y la violencia.
* Preferir juguetes que inviten a la participación , a la colaboración, al diálogo y a la diversión compartida.
* Convencernos de que , ante un juguete bélico, es mucho más importante la actitud que el objeto en si.

Está claro que podremos eliminar tanques, fusiles y pistolas de juguete pero no podremos evitar que imiten las forma de una pistola con los dedos.

Podremos prohibir que en casa haya juguetes bélicos pero no podremos prohibir que en casa de un amigo los haya.

Podremos sacar de casa todos los juguetes de guerra pero no podremos eliminar todos los palos y piedras del campo.

Podremos regalar a los niños un juego de construcción pero no podremos evitar que se arrojen las piezas a las cabeza.

Podremos jugar con ellos y enseñarles a ser cooperadores pero no lograremos que no se den un puntapié por debajo de la mesa.

Podremos no estar de acuerdo en que los abuelos regalen una pistola magnífica pero no podremos echar a perder el cariño de los abuelos y de los nietos por nuestra crítica.

Podremos y deberemos crear un ambiente pacífico en casa pero no podremos ni deberemos sustraerles del mundo en el que viven.

Podremos sujetarles pies y manos con violencia pero no podremos sujetarles el corazón si no es con la PAZ.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada